Hacé las cosas con pasión y nunca tendrás trabajo

El trabajo constituye un aspecto esencial en la vida de las personas, Argentina es uno de los 10 países del mundo donde más se trabaja, según el ranking de la Unión de Bancos Suizos, la jornada laboral es equivalente a 8-9 años de nuestra vida, según un informe de la revista Muy Interesante y encontrar el equilibrio adecuado entre el trabajo y la vida diaria es un desafío que afrontamos todos los trabajadores.

Desde la perspectiva de desarrollo humano, el trabajo “es el medio para dar rienda suelta al potencial humano, a la creatividad, a la innovación y al imaginación. Es esencial para que la vida humana sea productiva, útil y significativa. Permite a las personas ganarse la vida, es un canal de participación en la sociedad, proporciona seguridad y confiere un sentido de dignidad. El trabajo esta inherentemente e intrínsecamente ligado al desarrollo humano”.

Sin embargo, todas las personas tomamos el trabajo de diferente forma, y también depende del momento que estamos transitando en la vida. En algunas ocasiones, es transitorio y solo es un medio para conseguir dinero y subsistir; otras ocasiones, es la llave para cumplir un sueño (de status, de estabilidad, de realización personal, etc.); otras veces, es la tortura de cada día hábil; y otras, es la forma de disfrutar aquello que uno hace con gusto.

Una nota de Forbes, la revista de negocios más leída en el mundo, identifica 5 cosas que las personas no deben abandonar por trabajo: la salud, la familia o amigos, la cordura, la identidad y los contactos. Ya lo decía Confucio: “Elige un trabajo que te guste y no tendrás que trabajar ni un día de tu vida”.

La pasión por el trabajo es la clave. Conocer mi misión en la vida es el camino. Y tener el coraje para atreverse y hacer lo que dice mi corazón y mi intuición son los facilitadores.

Pasión es amor a las cosas. Nacemos con desorientación vocacional y encontrar un trabajo que genere pasión no es tarea fácil. Las universidades no enseñan sobre esto. Pero es importante distinguir que todo parte desde uno. Amarme, implica amar cada cosa que hago, amar la vida. Ejemplo: regar un potus, manejar una locomotora, caminar a la par de una niña pidiendo monedas, etc. No puedo predecir el futuro pero si puedo elegir los medios y la actitud activa que lleve a acercarme a un futuro deseado y hacer que mi vida cambie. Albert Einstein decía “La definición de locura es hacer siempre lo mismo, y esperar resultados diferentes”.

Hay que tener la misión en la mente y en el corazón. Quien tiene un por qué puede superar cualquier cómo. El poder se concreta en el hacer. La triblia creer, crear, crecer es el faro que ilumina, la voluntad es el barco y el timón es el motor de la emoción. Hay que apropiarse de la idea, quererla, planearla, ejecutarla y controlar el resultado. Las energías se reciclan continuamente pero no hay que perder la atención ni el foco.

Recuerda, “cuando el trabajo es un placer, la vida es un disfrute. Cuando el trabajo es un deber, la vida es esclavizante” (Maxim Gorky)

Deja un comentario